El Patinadero / Tricolores y multicolores

Es un gobernador que rompe las reglas, que actúa de manera diferente, pero que sabe confiar en sus hombres y ejerce el poder sin cortapisas, sin importar los contrapesos.

No permite intromisiones, pero al parecer le gusta tener aliados, pero hace las cosas de manera muy diferente y lo demostró con el inicio de sus actividades en el 2018.

Lo hizo con el festejo del día de enfermeras, en el que el gobernador FRANCISCO JAVIER GARCÍA CABEZA DE VACA estableció que es un aliado de los trabajadores del Sector Salud, pero en especial de las enfermeras y enfermeros, pues representan la fuerza vital para el bienestar de los tamaulipecos.

“Con profesionales de la talla de ustedes, capaces de contribuir al alivio del dolor y el apoyo de quienes sufren, es un  estado que impone su solidaridad y rostro humano a la adversidad de las circunstancias”, dijo el gobernador en su mensaje.

El mandatario entregó reconocimientos a enfermeras que brindan sus servicios en centros hospitalarios de los municipios de Victoria, Padilla, Jaumave, San Fernando, Abasolo y Padilla.

Al convivio acudieron más de mil 200 trabajadores, quienes escucharon el mensaje del mandatario, quien afirmó que para recuperar la grandeza de Tamaulipas, no solamente se logra atacando el fantasma de la seguridad, sino también cuando se lucha por la salud de los ciudadanos.

Sin embargo, llamó la atención la invitación que giró para dos personajes que ahora juegan a su lado, como sus aliados en la reconstrucción que vislumbra desde el día que tomó posesión.

Sin embargo, lo que debemos destacar es la alianza que parece conformar ahora con la dirigente del SUTSPET, BLANCA GUADALUPE VALLES RODRÍGUEZ y el delegado regional del Instituto Mexicano del Seguro Social, ROBERTO HERNÁNDEZ BÁEZ.

Por ejemplo, es la primera vez que BLANCA VALLES aparece acompañando al gobernador en un evento público y la sonrisa que traía era por el buen trato atrás de los telones.

Pero, también la forma en que trataron al delegado del IMSS no pasó desapercibido, pues al presentarlo ante los asistentes, el gobernador FRANCISCO le dio un trato de viejos amigos.

La confianza y cercanía se denotaban, al grado de que le llamaba por su apelativo “Bobby”.

La política se demuestra a cada paso, recordamos un ejemplo en el sexenio de EGIDIO TORRE CANTÚ quien festejaría el día de la enfermera en el Centro Cultural Tamaulipas.

El ex mandatario que poco sabía de construir alianzas y que iniciaba su sexenio desconocedor de que las alianzas fortalecen los gobiernos, había dado indicaciones a su entonces Secretario de Salud para que retirará la invitación a dos delegados federales del Sector Salud. NORBERTO TREVIÑO GARCÍA MANZO, un caballero rechazó la instrucción.

Fueron otros los que hablaron y no acudieron los dos delegados federales, pero la grosería en la no pasó desapercibida en la ciudad de México, donde alguno proyectos de las dependencias fueron paralizados.

El mandatario FRANCISCO GARCÍA por el contrario asume un nuevo papel de mayor entendimiento, donde la tolerancia se coloca en un primer plano, pues es una de las principales formas para avanzar y construir el Estado que desea.

La política y el desarrollo van de la mano y siempre es bueno reconocer que para avanzar es necesario el esfuerzo de azules, amarillo, naranjas y tricolores. Sin lugar a dudas Tamaulipas es multicolor y los vetos frenan las buenas intenciones.

Bueno, por hoy es todo.

Adiós y aguas con los patinazos…

Contacto:

patinadero@hotmail.com