NUEVO LEÓN.- El dirigente estatal del PAN, Mauro Guerra, pide que en caso de que los empresarios del transporte público suspendan el servicio, el Gobierno del Estado debe de multarlos y quitarles concesiones y permisos de operación.

Acompañado de un grupo de diputados locales, presentó un planteamiento en el despacho del Gobernador Jaime Rodríguez Calderón, a fin de que se evite un daño a miles de usuarios del transporte público la noche de este jueves, luego de que fuera anunciada una suspensión parcial del servicio.

Los legisladores panistas exigen que se debe de aplicar la ley del Transporte que señala como una violación la suspensión o cancelación del servicio prestado, lo cual implica hasta la requisa de todos los camiones de aquella ruta que haya cometido esta anomalía.

DEJA UNA RESPUESTA